miércoles, 5 de julio de 2017

GENERAL GÛEMES Hay polémica por el futuro de la jueza de Faltas

A la doctora Ramírez se le vence el mandato en poco más de 30 días.

 A poco más de un mes y medio para que se cumpla el mandato del la actual jueza municipal de Faltas de Güemes, Débora Ramírez, se ha desatado una polémica por la continuidad o no en el cargo de la magistrada.
De acuerdo a los parámetros con los que desde la presidencia del Concejo Deliberante se mide el tiempo en el cargo de Ramírez, su mandato ya estaría cumplido.
“Los cuatro años en funciones de la jueza se cumplieron a fines de junio. Nosotros recibimos desde la comuna una resolución donde se designa a la doctora Ramírez en la continuidad del cargo, algo que rechazamos de plano debido a que la intendenta Alejandra Fernández puede elevar una propuesta pero no una designación. Las designaciones están a cargo del Concejo Deliberante”, expresó el concejal Francisco Nieva, presidente del cuerpo.
El edil justificó la intención de no renovar el mandato en el cargo a la actual jueza de Faltas debido a que su conducta estaría cuestionada por una denuncia. “Recibí desde la Fiscalía penal de Güemes un informe sobre su estado procesal, donde dice que Ramírez tiene un requerimiento a juicio por abuso de autoridad. Si la nombramos nuevamente, estaríamos violando una ordenanza, dado que la norma especifica que durará en el cargo mientras dure su buena conducta”, dijo.
Nieva denunció, además, maltrato verbal por parte de la jueza de Faltas. “Nos faltó el respeto al hablar de nosotros, no podemos permitir que la comunidad güemense sea juzgada por una persona que se desenvuelve de esa manera”, dijo Nieva. 
Por su parte, Ramírez aclaró que su mandato se cumple a fines de agosto, mes en el cual asumió hace cuatro años. “No pueden contar mi mandato desde el momento de la creación del juzgado, sino desde el momento en que tomé posesión del cargo. Ellos están apurados por desplazarme debido a que nos encontramos en tiempos electorales”, expresó.
Sobre los motivos por los cuales anunciaron que no van a renovarle el mandato, Ramírez expresó que “no es la primera vez que el grupo que maneja el exintendente Daniel Segura me quiere sacar. No estoy aferrada al cargo pero me indigna la forma que usan para hacerme a un lado”. Con respecto a la denuncia en su contra dijo: “El exintendente me denunció por abuso de autoridad y en la misma causa él también está denunciado. Se trató del incidente cuando usurparon mi oficina. Como son incompetentes, había muchas cosas que desconocían, entre ellas el manejo del sistema. Yo no dije nada y me puse en manos de la Justicia, quién falló a mi favor y me restituyó en el cargo. Ahora, con respecto al abuso de autoridad, el juez de la causa no se expidió. ¿Entonces, con qué me quieren condenar, con solo la palabra de Segura?, se preguntó la magistrada.
Ramírez atribuyó este movimiento mediático a una persecución política. “Si me nombran o no, me da lo mismo. Vuelvo a ocupar mi cargo anterior, pero no puedo tolerar que aquellos que nada hacen me juzguen”, finalizó.

Reacciones: